martes, 23 de febrero de 2010

Exceso de sol puede generar varias enfermedades oculares

Fuente: El Universal


La radiación solar puede dañar la superficie ocular, la retina y el cristalino




No es sólo la piel la que sufre con la exposición excesiva al sol. Los ojos pueden ser víctimas de cuatro enfermedades, algunas causantes de ceguera, si no se protegen del efecto de los rayos ultravioletas.

El oftalmólogo especialista en retina Rafael González Vivas explicó que aunque los rayos solares no son la única causa, sí son considerados factor de riesgo involucrado en ciertas patologías oculares que se desarrollan en la superficie ocular, el cristalino y la retina: pterigión conjuntival, cataratas, degeneración macular asociada con la edad y retinopatía.

Las "carnosidades" que aparecen en la superficie ocular, llamadas pterigión conjuntival y que son muy frecuentes en países tropicales, están directamente relacionadas con la incidencia de rayos solares, aunque no sean la única causa. "Sabemos que existen otros factores ambientales pero la radiación solar es una de las más importantes", asegura el médico González Vivas.

Aunque no existen resultados contundentes que responsabilicen al Sol por el desarrollo de cataratas, primera causa de ceguera en mayores de 55 años, la comunidad oftalmológica mundial recomienda la protección solar como medida preventiva para evitar esta enfermedad en el cristalino.

La retina también resulta muy afectada por la exposición solar excesiva y sin protección. "Existe evidencia bien sustentada de los efectos acumulativos de la radiación solar sobre las diversas células que forman la retina", dice González Vivas.

Cuando "la exposición es aguda", como ocurre al observar el Sol sin protección durante eclipses o al enfocarlo directamente sobre la retina con instrumentos tipo telescopios, la patología que genera se denomina retinopatía solar o maculopatía lumínica o fotópica.

"Estas presentaciones agudas han adquirido más importancia, incluso en Venezuela, por grupos religiosos que visualizan directamente al Sol como supuesta fuente de conocimiento", comenta el médico.

La degeneración macular desarrollada con la edad, segunda causa de ceguera en mayores de 55 años, podría estar relacionada con la exposición intensa al Sol.

"Cuando la exposición es crónica, las evidencias epidemiológicas y experimentales sustentan que favorecen el desarrollo de esta enfermedad", afirma González Vivas. En Venezuela, los oftalmólogos prescriben protección solar de rutina a los pacientes con características de riesgo de sufrir de degeneración macular.

Los climas fríos tampoco se salvan de los perjuicios del Sol en los ojos. El especialista comenta que existe una condición asociada a la radiación solar denominada queratopatía del labrador y descrita en los ambientes árticos alrededor de los 55 grados de latitud norte, que suele afectar a poblaciones esquimales.

Fuente: El Universal

No hay comentarios:

Publicar un comentario